¿Cómo afectarán a mi empresa las nuevas tarifas eléctricas a partir de junio 2021?

A partir del 1 de junio de 2021 entrará en vigor el nuevo sistema tarifario, promulgado en la ya famosa Circular 3/2020 por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), así como los nuevos peajes de acceso publicados en la Resolución de 18 de marzo de 2021 por la propia CNMV. Simultáneamente, entrarán en vigor los nuevos precios de los cargos del sistema eléctrico y de los pagos por capacidad promulgados por el Ministerio para la Transición Ecológica en la Orden TED/371/2021.

Se tratan de cambios de calado en el sector eléctrico, que están generando mucha incertidumbre sobre cómo afectará el nuevo escenario a la factura eléctrica de las empresas. En este post, intentaremos arrojar algo de luz sobre los principales interrogantes que ha generado la nueva norma.

 Nuevas tarifas eléctricas en empresas

Nuevas tarifas eléctricas junio 2021 en PYME y Gran Empresa

En el preámbulo de la Circular 3/2020 se indica que uno de los objetivos perseguidos es diferenciar “los términos de facturación de los peajes de transporte y distribución en función de los distintos periodos horarios, incentivando el uso de redes en periodos donde la saturación de redes es menor y se desincentiva el uso de las redes en periodos horarios de mayor demanda del sistema eléctrico donde la probabilidad de saturación de las redes es más elevada”.

Para conseguir este objetivo se ha simplificado el número de tarifas reduciéndolas a la mitad y flexibilizando los periodos de consumo, aumentando en términos generales el número de periodos por cada tarifa, tanto en potencia como en energía.

 Cuadro de equivalencias y nomeclaturas nuevas tarifas eléctricas junio 2021

Cuadro de equivalencias entre tarifas. Fuente: Elaboración propia

Si bien esta flexibilidad puede suponer una oportunidad para conseguir importantes ahorros en las empresas que cuenten con un buen sistema de gestión energética, parece difícil pensar que la mayoría de los consumidores a nivel nacional consigan este objetivo sin ayuda.

Para entender un poco mejor esta situación veamos el caso de la tarifa 3.0A que ahora pasa a denominarse 3.0 TD. Se trata de suministros en baja tensión con potencias entre 15 y 50 kW.

El número de clientes con esta tarifa a nivel nacional supera los 786.000, en su mayoría pymes o pequeños negocios que no cuentan con un conocimiento experto sobre energía.

 Comparativa de tarifa 3.0A y nueva tarifa 3.0 TD para empresas

Comparativa de tarifa 3.0A vs 3.0 TD. Fuente: Plataforma SMARKIA

El principal problema al que se enfrentarán estos clientes es que la tarifa 3.0A (sucede lo mismo con la 3.1A) contaba únicamente con tres periodos diferentes en función del horario de verano o de invierno. Ahora con la nueva tarifa 3.0 TD tendrán 6 periodos distribuidos de manera diferente en función de los meses del año, de los fines de semana o de los festivos. Adicionalmente, estos calendarios tarifarios varían dependiendo de la ubicación del suministro (península, Baleares, Canarias, Ceuta o Melilla).

Cada periodo tiene un precio diferente. Los meses de invierno y julio son los que tienen un precio más caro. Por el contrario, los tramos horarios de día más baratos son los sábados, domingos y festivos, así como la franja horaria de 00:00 a 08:00 de lunes a viernes.

Esta estructura tarifaria, como se indicaba al inicio, persigue desplazar el consumo a periodos con menor demanda, aunque dada su complejidad, puede provocar más de un quebradero de cabeza a aquellas empresas que no tengan un control detallado de sus consumos, especialmente en el ajuste de su potencia a los nuevos periodos sin que repercuta notablemente en la factura final.

 Número de suministros por tarifas eléctricas a nivel nacional

Nº de suministros por tarifa a nivel nacional. Fuente: Datadis. Enerolo2021

El caso de las antiguas tarifas 3.1A y 6.x merece mención aparte. Se trata de más de 110.000 suministros de grandes consumidores de energía, principalmente industria y gran terciario (centros comerciales, hoteles, hospitales…).

Si bien estos clientes ya estaban familiarizados con la facturación mediante 6 periodos, ahora se encuentran con la sorpresa del cambio en la configuración de esos periodos (por ejemplo, ya no existe ningún mes completo con P6 como ocurría con agosto) y sobre todo y más importante, con el aumento de horas en los periodos más caros (un 15,11% más), en detrimento de los más baratos que ya solo representan el 40% del total.

 Comparativa discriminaciones horarias nuevas tarifas eléctricas junio 2021

Comparativa de horas anuales entre la antigua y la nueva tarifa 6.X. Fuente: Elaboración propia

Cambios en los precios de los peajes y cargos del sistema eléctrico

Como mencionábamos al inicio del post, el 1 de junio no solo entra en vigor la Circular 3/2020, además, estrenaremos nuevos precios de peajes y cargos, lo cuales son una parte importante de nuestra factura eléctrica. ¿Pero a que se refieren los términos peajes y cargos y por qué tenemos que pagarlos?  

o  Peajes: Sufragan la cobertura de los costes de las redes de transporte y distribución

o  Cargos: Sufragan el resto de los costes del sistema eléctrico, como la generación renovable, extracoste de la producción de energía en los territorios no peninsulares, o el déficit de tarifa del sistema eléctrico, con sus correspondientes intereses y ajustes.

Ambos términos son únicos en todo el territorio nacional y se repercuten a todos los suministros independientemente de que la compra de energía se realice en el mercado libre o a tarifa regulada. Los importes de estos costes se incluyen tanto en el termino de potencia como en el de energía, como parte del precio que pagamos por estos conceptos en nuestra factura eléctrica.

Las nuevas tarifas persiguen el mismo objetivo que la circular 3/2020, que no es otro que incentivar el consumo en los momentos de menor demanda y promover la eficiencia energética. Para ello, se ha aumentado el precio del término de energía (importe variable que depende de nuestro consumo) y se ha reducido el precio de los peajes y cargos en el término de potencia (importe fijo de la factura que depende de la potencia contratada y que puede acarrear penalizaciones en caso de que nos excedamos de la misma).

 Variación media del precio de los peajes y cargos del término de energía

Variación media del precio de los peajes y cargos del término de energía. Fuente: Elaboración propia

 Variación media del precio de los peajes y cargos del término de potencia

Variación media del precio de los peajes y cargos del término de potencia. Fuente: Elaboración propia

Como puede apreciarse en las tablas precedentes, se ha producido en general una fuerte subida en casi todos los periodos en los peajes y cargos del término de energía, mientras que se ha reducido el impacto en el término de potencia.

Otro de los conceptos que se ven modificados son los pagos por capacidad, que se utilizan para incentivar la inversión y la disponibilidad de generación para cubrir la demanda en momentos en los que se producen picos de consumo dentro del sistema eléctrico. En este caso se ha reducido sensiblemente el precio, aunque este concepto es uno de los que tiene menor impacto en la factura.

  Variación pagos por capacidad

Variación pagos por capacidad. Fuente: Elaboración propia

Cómo puede intuirse, algunos sectores se verán más perjudicados que otros dada su estructura productiva, por lo que tendrán que implantar medidas a corto plazo que les ayuden a controlar su consumo de energía, si no quieren disparar su factura eléctrica. A medio plazo, las organizaciones se verán obligadas a implantar nuevas estrategias de ahorro y eficiencia energética para conseguir reducir sus costes energéticos.

Cambios en la metodología de facturación ante nuevas tarifas eléctricas

Los cambios que hemos analizado hasta el momento no son los únicos que afectarán a nuestra factura a partir del mes de junio.

Cálculo de los excesos de potencia

El primer cambio significativo se produce en el cálculo de los excesos de potencia de los suministros 3.0 TD (anterior 3.0A). Hasta ahora los excesos de estos suministros, se calculaban en función del valor del maxímetro mensual y no sobre los momentos puntuales en los que se producen los excesos, lo que penalizaba al consumidor.

Por el contrario, se elimina la compensación que se obtenía cuando el maxímetro estaba entre el 85% y 100% de la potencia contratada. Nuevamente será necesario hilar fino a la hora de contratar las nuevas potencias, si no queremos tener sorpresas desagradables a final de mes.

Otro de los cambios que se producen es el valor del coeficiente Kp que se utiliza en la fórmula de cálculo de los excesos. Nuevamente el cambio bonifica a los clientes que en caso de exceder la potencia contratada, lo hagan en periodos donde existe menor demanda de electricidad (P5 y P6). 

 Variación del coeficiente Kp en las tarifas 6.X.

Variación del coeficiente Kp en las tarifas 6.X. Fuente: Elaboración propia

Facturación de energía reactiva capacitiva

Se añade una nueva penalización por consumo de energía reactiva capacitiva a la ya existente por el consumo de energía reactiva inductiva.

La energía reactiva capacitiva es generada por campos eléctricos, como por ejemplo cargas con condensadores, iluminación led, SAIs… 

Se da la paradoja de que las baterías de condensadores, que se suelen instalar en las empresas para evitar la penalización de la reactiva inductiva, podrían ahora generar penalizaciones por capacitiva en el caso de que estuviesen sobredimensionadas.

A diferencia de lo que sucede con la inductiva, la penalización se aplicará de forma horaria, únicamente al periodo 6 en todos los clientes con tarifa 6.X TD, siempre que el consumo de capacitiva sobrepase el 20% del consumo de kWh. Aunque al principio se había hablado de un coste de 0,05 €/kVAch, finalmente este concepto entrará en vigor en junio a coste cero, tal como indica la resolución de 18 de marzo de 2021 de la CNMC.

En cualquier caso, parece claro que más pronto que tarde, tendremos que pagar la reactiva capacitiva que generemos, por lo que será fundamental medir con precisión estos consumos para evitar nuevos costes futuros.

Coeficiente de pérdidas

Estos coeficientes se aplican para compensar las pérdidas de energía que se producen entre los puntos de generación (barras de central) y los puntos de consumo (contador del cliente).

Se han modificado al alza, por lo que el precio de la energía se verá ligeramente incrementado por este concepto.

Conclusiones sobre las nuevas tarifas eléctricas en empresas

Como hemos podido observar a lo largo del post, muchos son los cambios que entrarán en vigor el 1 de junio, alguno de los cuales harán que la factura de un gran número de consumidores tenga poco que ver con la que venían recibiendo hasta la fecha.

Aunque el espíritu de la norma es hacer que el consumo energético sea más equilibrado en el tiempo y premiar a aquellos consumidores que apuesten por la gestión y eficiencia energética, parece claro a la vista del análisis de los datos, la mayoría de los consumidores pagarán más por su energía eléctrica, al menos a corto plazo.

Para evitar que esta situación se prolongue en el tiempo, en nuestro siguiente post, tratamos a fondo qué medidas y estrategias se pueden implantar a través de la plataforma SMARKIA tanto a corto (optimización de factura, monitorización de consumos por periodo, modelos predictivos basados en inteligencia artificial…) como a medio y largo plazo (detección automática de oportunidades de ahorro energético, telegestión de instalaciones, energía fotovoltaica, mercados de flexibilidad…) para sacar el máximo partido al nuevo escenario tarifario.

Suscríbete a nuestra newsletter para estar al tanto de todas las novedades.

¿Quieres asesoramiento sobre las nuevas tarifas eléctricas en empresas?

Contacta ahora con un partner

Inditex
CBRE
Repsol
Vestas
Central Lechera Asturiana