La energía y el Blockchain

Esta semana nos hemos acercado al GLOBAL SUMMIT ON BLOCKCHAIN TECHNOLOGY IN THE ENERGY SECTOR, donde hemos conocido las últimas novedades del Blockchain aplicado al sector energético. En este post sintetizamos algunos de los puntos más básicos de este revolucionario cambio del sector.

El mercado energético apenas ha sufrido variaciones a lo largo de su historia. Ha tenido innovaciones, mejoras, pero no se ha presentado ningún cambio disruptivo que plantease un nuevo entorno en el consumo de energía. Aunque parece ser que comienzan a sucederse innovaciones que permiten plantear un cambio en el modelo.

  • Las energías renovables y las baterías permiten una cierta independencia energética.
  • Internet Of Things (Internet de las Cosas) se basa en la conexión entre dispositivos, posibilitando la obtención de datos, comunicación e interconexión entre los agentes.
  • El Big Data y la posibilidad de trabajar y analizar toda la información que se genera en el entorno.

Todo esto permite pensar en un cambio en el modelo, una evolución hacia nuevos sistemas que permitan una mayor independencia energética de los consumidores y que la energía llegue a todos los rincones del planeta.

Consumo energético local

¿Qué es el Blockchain?

El Blockchain es una tecnología de bases de datos descentralizadas para garantizar operaciones de intercambio de forma transparente e incorruptible y entre sus primeras utilidades ah estado garantizar intercambios de Bitcoin entre usuarios, y que ha terminado encontrando múltiples aplicaciones en otros campos como pueden ser el financiero o el energético, debido principalmente a que aporta transparencia, seguridad e inmutabilidad a las gestiones que se realizan con esta tecnología al ser esta una base de datos neutral que ayuda a alcanzar un consenso entre agentes del mercado.

Cualquier transacción que se lleve a cabo queda registrada sin que haya posibilidad de modificarla o borrarla, aportando a cualquier proceso una mayor transparencia e incluso pudiendo llegar a tener validez legal como fedatario en algunos países.

Posibilidades en el mercado energético

  • Aporta una mayor transparencia a los procesos.
  • Incentivará el cambio de modelos centralizados a descentralizados, donde los consumidores también pueden ser productores e intercambiar recursos energéticos en entornos locales donde la energía se produce cerca o en los mismos puntos de consumo.
  • Permite acercar la electricidad a lugares con dificil acceso. No disponen de infraestructuras previas, y puede ser esas pequeñas economías autosuficientes energéticamente comprando y vendiendo mediante Blockchain energía entre los vecinos de la comunidad.

Infraestructura

La infraestructura que tiene el ecosistema energético actual está enfocado a un modelo centralizado en el que siempre se ha basado la industria energética, conectando la generación y los puntos de consumo de forma unidireccional. Las últimas innovaciones en este sector han hecho que se planteen nuevas posibilidades, enfocadas hacia un flujo bidireccional, un consumo más local, una economía más colaborativa que incentiva el intercambio de energía entre particulares que son productores y consumidores (prosumer en su terminología inglesa). Por lo tanto, para este modelo, habría que incurrir en un cambio casi integro de la infraestructura, lo que en el corto plazo dificulta que esto se lleve a cabo.

Un caso de uso sería plantear modelos descentralizados de gestión energética, funcionando por micro redes, de manera que los agentes consuman energía que se ha generado a poca distancia o que han generado ellos mismos. Incentivando la generación de riqueza a nivel local, de manera que se puedan establecer puntos generadores de electricidad cerca de núcleos urbanos. El siguiente paso en la descentralización sería que cada consumidor sea al mismo tiempo productor de energía, pudiendo llegar a vender aquella energía almacenada a otros que no cubrieran su demanda con su propia producción.

Regulación

La regulación jugará un importante papel en todo esto, pues se precisarán adaptaciones a este nuevo entorno para no suponer un problema en el avance, ya que, por ejemplo, algunos proyectos que se han llevado a cabo han tenido que buscar alternativas para no incumplir con normativas, tales, como, no permitirse vender o comprar electricidad de manera directa entre personas físicas, creando un método de tockens para valorar el intercambio energético.

La Unión Europea prepara una directiva sobre autoconsumo que está prevista entre en vigor en 2021, cambiando el marco jurídico de la electricidad, lo que permitirá mayores avances en esta materia que con las actuales limitaciones. Se pretende así buscar una mayor flexibilidad y eficiencia en las ciudades y redes inteligentes gracias a una comunicación fluida entre los particulares.

Blockchain no solo afecta a la regulación del mercado, por ejemplo, el Derecho al olvido de los usuarios en la red, y la inmutabilidad del Blockchain, pudieran entrar en conflicto, ya que todo lo que se registra en esta tecnología no puede ser eliminado.

Beneficios

  • Creación de modelos más sostenibles que pueden ayudar a eliminar la pobreza energética.
  • Esta tecnología elimina los intermediarios.
  • Reducción de emisiones al incentivar la generación de energía renovable.

La gestión energética y el Blockchain

Herramientas como SMARKIA permitirán poner en valor esta tecnología, ya que tiene múltiples aplicaciones más allá de la generación energética distribuida. Soluciones para empresas de servicios energéticas, utilities o regulación, son algunos de los campos en los que ya estamos trabajando para continuar siendo la plataforma de referencia en la gestión energética.

Si quiere conocer más al respecto no dude en contactarnos a través de nuestro correo info@smarkia.com

Inditex
CBRE
Repsol
Vestas
Central Lechera Asturiana